Clic Para Compartir

Necesariamente Incomoda… Violencia en Quintana Roo es dramática, documenta el investigador Barrachina; “el problema no nació en esta administración”, se defiende Capella, secretario de Seguridad Pública

En la sección Política por el 19 febrero 2019 a las 11:37 am

 

 

Graciela Machuca Martínez—

 

 

**Periodistas “se quedan cortos al documentar la realidad sobre la violencia”.

**En Quintana Roo se cumplen todos los protocolos en materia de seguridad, dijo Carlos Joaquín.

 

 

Cancún, Quintana Roo, 18 de febrero – Tanto a periodistas como investigadores que escriben sobre la violencia en Quintana Roo se nos acusa de exagerar los datos, pero las cifras documentadas por los periodistas se quedan cortas ante la incidencia delictiva registrada por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública y la percibida por la ciudadanía,  dijo en Cancún Carlos Barrachina Lisón, investigador de la Universidad Anáhuac México, quien viene estudiando la realidad de Quintana Roo desde hace 14 años.

 

Al participar  en un foro sobre violencia en Quintana Roo, en el Centro de Convenciones de Cancún, el investigador mostró evidencias presupuestarias que en esta entidad, se han gastado más de 21 mil millones de pesos en materia de seguridad pública de 2008 a 2019, Barrachina Lisón, expuso que en la entidad se ha incrementado la incidencia delictiva de forma impresionante, ya “que se han improvisado, se han diseñado estrategias contradictorias, por ejemplo, qué diferencia hay entre los perfiles profesionales de los jefes de policía, militares, policías y civiles, cuáles han sido las diferencias, cuestionó.

 

En tanto, el gobernador Carlos Joaquín González, dijo durante la ceremonia de inauguración  del foro  que en Quintana Roo, “estamos cumpliendo con todos los protocolos en materia de seguridad, certificando nuestras fuerzas estatales y municipales y atacando de raíz los problemas que afectan a nuestro progreso, a partir de acciones que fortalezcan nuestro tejido social, focalizadas en tareas de prevención del delito y combate contra todo tipo de violencia”.

Manifestó que “sólo sumando voluntades y esfuerzos en acciones coordinadas, podremos dar mejores resultados y cumplir con el objetivo institucional de proteger a nuestras familias”.

 

En el foro “Sumemos causas por la seguridad: ciudadanos + policías”, participaron más de 200 personas, en su gran mayoría policías, autoridades responsables de la seguridad pública y la procuración de justicia, con la casi nula participación de organizaciones civiles locales y estatales, estudiantes, académicos y público en general, decía la convocatoria.

 

Barrachina, recordó que en el año 2017 llegó el general Eduardo Bahena, luego llegaron brevemente los tenientes coroneles (…), “por qué esa militarización. A habido un aumento en los homicidios, en 2018 se autoriza una inversión de dos mil 900 millones de pesos para rentar cámaras y equipamiento, a quién se ha capacitado para operarlos, cuál es la estrategia que en  la sociedad civil quintanarroense nos gustaría saber”.

 

Además, en octubre de 2018 se inaugura la X  Brigada de la Policía Militar, “¿cuáles son los compromisos, cuál es el monto económico del convenio, todas estas cosas son  las que debemos de saber, porque es entre todos los que debemos sacar a Quintana Roo de esta situación. La ciudad de Los Cabos lo logró, porque no lo podemos lograr nosotros”.

 

Recordó que a finales de septiembre de 2018 llega el actual secretario de Seguridad Pública, Alberto Capella, “que tiene todo este reto espectacular de levantar ahora mismo la situación en la que nos encontramos. A finales de  año inician los operativos conjuntos, pero de qué sirve, si hay cuarenta homicidios en Chetumal, que hace la Brigada de la Policía Militar, con la Policía Municipal y la Policía Estatal, dando vueltas, parece que alertar a la población, que hace en la Plaza de las Américas, mientras estamos intentando entrar al cine, todos armados allá, ¿están resolviendo algo?”.

Barranchina Lisón destacó que se señala a los medios de comunicación de agravar la percepción de la inseguridad y se anuncia que todo está mejorando al mismo tiempo, ojalá que eso fuera así, pero ya hemos visto que los periodistas se están quedando cortos, se señala que los gobiernos anteriores manipularon las informaciones públicas y es posible que sí”.

 

Mostró una gráfica de los años 2010 y 2011, cuando había diez estados de la república, según el Inegi, que media por denuncias al ministerio público “y muertitos encontrados, si me permiten llamarlo así, en Quintana Roo había 665 denuncias de homicidios y aparecían 145 cadáveres, en el 2010, en el 2011, 651 denuncias y 164, así diez estados, eso varió la taza de homicidios de un 34 a un 25, 24 por ciento, eso es posible, que muchos estados hayan dado esa información y se de esa práctica. Yo no acabo de creerme los datos de Veracruz o Tamaulipas, sin embargo, el aumento de los homicidios del año 2016 al 2018 en Quintana Roo no se puede justificar porque las administraciones anteriores no hubieran hecho bien sus cuentas, es una realidad dramática que entre todos debemos ver cómo se gestiona por el bien de los ciudadanos, sobre todo de  Quintana Roo, no solo de los turistas”.

 

En tanto Jesús Alberto Capella Ibarra, secretario de Seguridad Pública, recordó que el problema “no nació en esta administración, es el efecto y el producto de lo que dejamos de hacer, probablemente, por dos décadas, en donde el desarrollo económico en esta entidad, que es el rostro de México en el mundo, se catapultó de una forma impresionante, tenemos inversiones de prácticamente todas partes del mundo, la taza de desempleo es la más baja que hay en el país, oportunidades hay”.

Aclaró que así “como ha sido un polo de atracción para lo bueno, también ha sido un polo de atracción para lo malo, es una  de las entidades donde más droga se consume y más droga se vende, tenemos un grave problema, es decir, la enorme demanda de enervantes provoca que vengan grupos criminales a pelearse la plaza, a querer ocupar esos espacios y lo han hecho no solo con los que vienen y no viven aquí, sino lo envenenado a la propia sociedad, esa es la parte esencial, ese es uno de los fenómenos que hay que generar”.

 

Para Capella Ibarra, esta situación es el elemento fundamental que debemos comprender para poder actuar, “yo veo los rostros de mis compañeros policías y me pregunto qué no los obligaba a hacer cuando habían mandos corruptos, que situación permitimos dentro de nuestra dignidad (…) por el  acuerdo no escrito que había anteriormente y esa situación lamentable de corrupción, de deterioro, de falta de creación de oportunidades para ustedes nos ha provocado un enorme divorcio entre las policías y la sociedad y con ese divorcio no podemos actuar, porque cuando hay divorció, quiere decir que no hay confianza y yo quiero decirles que la confianza en las sociedades humanas es como la sangre en el cuerpo humano, sino hay sangre en el cuerpo humanos no funciona ningún órgano”.

El servidor público advirtió que si no hay confianza de la sociedad “hacia nosotros no vamos a funcionar, no va a ver denuncia”.

Consideró que “es equivocado que una sola persona en el país, así sea el hombre más poderoso de este país va a resolver el problema de violencia de México, estoy seguro que eso nunca va a pasar”, casualmente es lo que piensan algunos ciudadanos y el propio académico sobre el Mando Único.

 

Aclaró que la responsabilidad de la seguridad pública, en esencia, es de un presidente y 32 gobernadores, “en una primera etapa y después hay que meter a dos mil 406 alcaldes, no una sola persona, nos hemos equivocado y yo con mucha preocupación veo esa aceptación, ese endoso de que no son tantos los muertos que me dices”. –refiriéndose al académico. Que no tuvo derecho de réplica-

Sostuvo que “la incertidumbre que vive la policía de México está provocada por temas políticos, porque alguien dijo que quienes portan este uniforme somos un desastre y si hacemos un recuento de los 300 mil tantos policías que somos versus otras instituciones, podemos empatar resultados y el análisis va a ser sorprendente, se los dejo de tarea, de lo que resolvemos nosotros en función de lo que resuelven otras instancias, otras instancias que su propia naturaleza no está creada para ello, que están haciendo esto por default, porque en algunas regiones nadie le entra”.

En evidente referencia la creación de la Guardia Nacional, dijo que “ni los que van a entrar ni a los que nos van a sacar estamos de acuerdo, pero esa incertidumbre nace de un tema de carácter político partidista”.

Explicó que en Quintana Roo se debe trabajar en vinculación institucional, que el policía haga su parte, que el ministerio público haga la suya, el Poder Judicial se convierta en transparencia lo más rápido posible y que los sistemas de reinserción social funcionen y que evidentemente, la etapa primera de esas cinco etapas de la justica, que es la prevención de la violencia, funcione.

 

El foro dio inicio con relativa puntualidad, el lleno del salón en el centro de convenciones en un 99% fue de uniformados, pese a que fue comentado que sería el 70% para uniformados y 30% para las OSC,  la invitación a las asociaciones civiles no fue como en otras ocasiones, pues solo se enteraron por algunos medios, la presencia de empresarios tampoco se percibió, sin embargo en esta columnilla, caben todas las voces, y quedamos en espera y damos la bienvenida a esta y otras opiniones sobre este y otros temas; pese a que la que escribe desde muy temprano hice publico la versión oficial del foro, a solicitud expresa, acá suscribo la participación de lo que considero más relevante para la sociedad que sufre la diaria y terrorífica inseguridad en nuestro estado.

Deja un comentario