Clic Para Compartir

Necesariamente Incomoda…. El caso de la Fiscalía de Sonora, un ejemplo a seguir

En la sección Mujeres por el 25 febrero 2019 a las 4:12 pm

 

 

Graciela Machuca Martínez—-

 

 

**La violencia no se detiene con voluntad y ocurrencias.

**Hacen falta políticas públicas acordes a la realidad del país.

**No se trata solo de recursos, sino de voluntad política para servir.

 

El riesgo de perder la vida, salud, patrimonio, trabajo y  tranquilidad familiar  para las personas defensoras de derechos humanos y periodistas, a partir del primero de diciembre de 2018,  sigue siendo tan alto como en los tiempos álgidos de las administraciones de Felipe Calderón Hinojoza y Enrique Peña Nieto y eso no quiere decir que no hayan cambiado las condiciones para ejercer la Libertad de Expresión en nuestro país, lamentablemente han cambiado, pero para mal.

 

¿Por qué? Porque siguen matando periodistas por su ejercicio profesional, así fuera una sola vida perdida, el asunto es grave,   pero además de la violencia física por parte de la delincuencia organizada y común, en complicidad con personas servidoras públicas que alimentan la impunidad, nos enfrentamos a las condiciones laborales, entre otras causas, a los esquemas rígidos con que hacen negocios las empresas periodísticas en México.

 

 

Estoy consciente de que la violencia en México no se iba acabar con un acto protocolario adornado con flores e incienso, porque eso sería mágico, sobrenatural, pero lo que si se puede hacer es una lectura realista de lo que pasa en la sociedad, pero principalmente combatir la impunidad pero con  propuestas  ya construidas en materia de procuración y administración de justicia.

 

La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), ha demostrado, por medio de un análisis de averiguaciones previa y carpetas de investigación, que más del 99 por ciento de casos de homicidios cometidos en México no tienen una sentencia condenatoria. El 99 por ciento de los autores materiales e intelectuales de asesinatos de periodistas están libres y con la certeza que si vuelven callar a otra persona periodista tienen una muy alta probabilidad que no los castiguen.

 

Otros indicadores de que en materia de libertad de expresión México va como los cangrejos, es  el acoso, el hostigamiento de grupos de poder económico y político en contra de periodistas y medios de comunicación y que vienen tanto de la clase política que ha ido perdiendo poder, como de la recién llegada clase política que desconoce cómo funciona una democracia, porque su llegada a puestos de elección popular o en la administración pública se dio a través de decisiones verticales, autoritarias, impuestas y por ello, la pluralidad de voces les asusta, en lugar de aprovechar esa virtud de la actual sociedad mexicana.

 

De allí la importancia que las instituciones existen funcionen con resultados, como es el caso de la Fiscalía de Sonora, la cual en un lapso de cinco días investigó y judicializó el asesinato de un comunicador y las lesiones de otro, desde luego  que falta que en el proceso se demuestre que las evidencias presentadas por la fiscalía son las idóneas y se castigue a los autores del atentado de los comunicadores Carlos y Reynaldo.

 

La fiscal General de Justicia del Estado de Sonora, Claudia Indira Contreras Córdoba, dio a conocer el pasado 21 de febrero que a hasta“el momento hay siete personas detenidas, tres participantes directos en la agresión: José Carlos “N.”, Jesús Adolfo “N.”, “El Chucho”, y Jorge Alberto “N.”, “El Rambo”, así como el aseguramiento de tres vehículos, un arma de fuego, una granada de fragmentación, drogas y otros objetos”.

Ese día, en conferencia de prensa, la fiscal dijo que  tenía “un logro importante” en “el esclarecimiento de un crimen que consternó a la sociedad en general en todo el país, y específicamente al gremio de las y los comunicadores y periodistas sonorenses”.

Lamentó la pérdida de Reynaldo y las lesiones inferidas a Carlos, por ello, “realizamos una investigación impecable por una Fiscalía comprometida que logra resolver el caso en un plazo de cinco días”.

 

Tras la agresión con proyectiles de arma de fuego registrada el pasado sábado 16 de febrero a las 17:50 horas en Hermosillo, perdió la vida Reynaldo “N.” y resultó lesionado Carlos “N.”, ambos de 42 años, en bulevar Serna y calle California, en la colonia Las Pilas. “La cual fue dirigida a las víctimas por confusión quienes abordaban un vehículo Chevrolet Spark gris”, de acuerdo a la hipótesis del Ministerio Público, la cual tendrá que demostrar durante el proceso que se le seguirá a los imputados.

 

Tras realizar las diligencias que por ley está obligado el personal de la Fiscalía, la titular de la dependencia, “sostuvo una reunión de trabajo con el personal operativo”, en la que “participaron elementos de la Agencia Ministerial de Investigación Criminal (AMIC), Agentes del Ministerio Público y peritos”, quienes definieron “los perfiles del equipo y las primeras estrategias de investigación”.

 

Para el 17 de febrero se efectuó el trabajo pericial de los indicios recabados en el lugar de los hechos, se realizaron diversas diligencias e indagatorias que incluyen el acopio de videos particulares y de C5i, entrevista a testigos, análisis de información y se establecen las primeras líneas de investigación, en trabajo coordinado con los Vicefiscales, Agentes del Ministerio Público y Comisario General de AMIC, Manuel Ángel Barrios Macario, de acuerdo a la versión oficial.

 

El 18 de febrero fueron aseguradas, en la colonia Primero Hermosillo, cuatro personas en un vehículo Chevrolet Spark, color blanco, modelo 2013, con placas sobrepuestas, a quienes se les aseguraron porciones de droga y un arma de fuego calibre .38 super, con su cargador abastecido con cuatro cartuchos útiles del mismo calibre que resultó positivo el día de la agresión, identificadas como José Carlos “N.”, Brayan Israel “N.”, y Brian Alonso “N.”, menor de edad, y la cuarta persona no quedó detenido porque no se le relacionó en ningún evento.

 

Así también se obtuvo el aseguramiento de dos vehículos en una gravera del ejido La Victoria, que pretendían enterrar para ocultar la evidencia, por resultar estos instrumentos del delito, en los cuales fueron localizados un cargador para arma de fuego calibre 7.62×39, conteniendo doce cartuchos útiles y dos cargadores calibre 7.62×39 desabastecidos, ropa táctica y gorros pasamontañas.

Los automóviles son una Chevrolet Trax, color blanco, modelo 2017, con reporte de robo en el Estado de Chihuahua del mes de noviembre de 2018, donde se localizaron casquillos de diversos calibres y huellas dactilares, un Kia Óptima, sedán, color vino, que cuenta con reporte de robo en El Paso, Texas, en el que también se localizaron diversos casquillos de distintos calibres, cartuchos útiles, unas cizallas y una maleta con ropa.

 

El día 19 de febrero se realizaron diversas entrevistas, durante las que obtuvieron “líneas de investigación sólidas., alrededor de las 03:00 horas se realiza la detención de tres personas, dos adultos y un menor de edad, de nombres Jorge Alberto “N.”, “El Rambo”, Luis Alán “N.”, “El Fobia”, Jesús Adolfo “N.”, “El Chucho” menor de edad, en cerrada Kukapá, en la colonia Pueblitos, en posesión de varias dosis de metanfetamina. Se solicitó diligencia de cateo”.

 

Para el 20 de febrero se realizaron las  diligencia de cateo en la  casa de seguridad de los posibles imputados, en la colonia Cuauhtémoc, en la que se aseguró a Sixto “N”, así como  un vehículo Ford Figo, con reporte de robo en esta ciudad, una bolsa de metanfetamina con un peso de 35 gramos (875 dosis), diverso recipiente conteniendo 20 gramos de cocaína (40 dosis), una máquina para contar billetes, una granada de fragmentación, tres básculas grameras, ropa táctica, casquillos calibre .40, .380, 7.62×39, .223 y  milímetros, y un cartucho.

 

Se reciben resultados del CIF (Laboratorio Científico de Inteligencia Forense): Los dictámenes de Balística identificativa y comparativa, rodizonato de sodio, resultados de Química Forense, dictamen de Dactiloscopia e identificación de personas; de los cuales se desprende que varias personas detenidas dieron positivo al disparo de arma de fuego y huellas dactilares, y con el protocolo que señala el sistema acusatorio se realizaron las identificaciones de las personas.

 

Por lo  que el 21 de febrero, se ejecutaron  tres órdenes de aprehensión por homicidio calificado con premeditación, alevosía y ventaja y tentativa de homicidio calificado con premeditación, alevosía y ventaja, y asociación delictuosa.

La Fiscal General de Justicia destacó tres elementos relevantes en esta investigación:

“Lo valioso de nuestro personal, Agentes del Ministerio Público, Peritos y Agentes Ministeriales de Investigación Criminal, quienes trabajaron arduamente y realizaron una investigación impecable, rápida y comprometida. Sin duda, el equipo se integró con excelentes perfiles.

 

“La evidencia contundente e irrefutable, que nos brinda el CIF (Laboratorio Científico de Inteligencia Forense) permitió la certeza científica de la investigación sustentada en los peritajes de especialistas de diversas disciplinas, con las que se logró comprobar plenamente la identificación y comparativa de indicios, hoy elementos fundamentales de datos de prueba.

“El trabajo de inteligencia realizado por la AMIC y el aporte tecnológico que proporcionó el C5i, debido a las cámaras de vigilancia, que fueron de gran utilidad para sustentar las líneas de investigación”, señaló Claudia Indira Contreras.

 

Ahora corresponderá a la pericia del personal del Ministerio Público, así como a la limpieza y solidez con que se haya hecho la investigación para que ésta pase la prueba de fuego del proceso, así como la segunda instancia y los obstáculos judiciales que haya que sortear.

 

Con este relato nos debe quedar claro que quien quiere trabajar si trabaja y lo hace bien a favor de la ciudadanía, para lo que no solo se trata de recursos, sino de voluntad política, lo que nos consta que en otros estados del país no lo hay, y los crímenes de periodistas y Defensores de Derechos humanos siguen en una carpeta de investigación archivados.

 

Sin duda hay mujeres en cargos públicos que son dignas de mencionar, lastima que sean tan pocas.

Deja un comentario