Clic Para Compartir

Dictamen técnico en caso Tajamar

En la sección Medio Ambiente por el 7 noviembre 2017 a las 8:30 am

POR ESTO!

Con la intervención de terceros afectados en el caso Malecón Tajamar, el Tercer Tribunal Colegiado del Vigésimo Séptimo de Circuito, se vio obligado a cumplir con el requisito de establecer un dictamen técnico para determinar si existe daño o no dentro de la zona donde se pretende realizar el proyecto.
De acuerdo a información oficial emitida por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Semarnat, la Comisión Nacional de Areas Protegidas, Conanp, será la dependencia encargada en realizar el estudio técnico.
Dicho estudio fue solicitado desde hace meses a través del expediente de amparo 88/2017 interpuesto dentro del Tercer Tribunal Colegiado, por lo cual personal de la Conanp será el que lleve a cabo las investigaciones para la evaluación correspondiente.
En ese punto, la Dirección General de la Península Yucatán y el Caribe Mexicano de la Conanp, designó a las biólogas Yadira Gómez Teresa, Patricia Santos González para realizar los trabajos de dictamen técnico. Lo anterior consta en el oficio 733/2017 de la Comisión Nacional de Areas Naturales Protegidas, Conanp, al cual obtuvo acceso los diarios POR ESTO!.
En el documento se sostiene que la revisión se debe realizar con base a la zona de manglar denominada Malecón Tajamar, la cual se establece en el llamado “anteproyecto” presentado desde el 2005 por el Fondo Nacional de Fomento al Turismo, Fonatur.
Ese anteproyecto presenta datos a considerar. Por ejemplo se especifica que “Malecón Tajamar tiene parámetros de uso de suelo y constructivos, desde hace 20 años, y se han dejado áreas de conservación para mitigar el impacto ambiental de los proyectos desarrollados”.
Asimismo, dentro de ese documento Fonatur asegura que el proyecto que se desarrolla en el Malecón Tajamar, Cancún, ha cumplido con los requerimientos ambientales previstos por la ley, y que todas sus acciones se han realizado de conformidad con autorizaciones vigentes.
El proyecto, “diseñado para aprovechar al máximo los recursos naturales y ecológicos, minimizando los costos y el impacto ambiental”, fue autorizado por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en julio de 2005; el permiso para el cambio de uso de suelo en terrenos forestales fue otorgado en febrero de 2006.
Además la dependencia del gobierno federal informó haber cumplido, entre otras condicionantes de la Semarnat, con el seguimiento al Programa de Rescate de Vegetación y Reubicación de Fauna en el predio para el Proyecto Malecón Tajamar en Cancún, Quintana Roo, desarrollado e implementado por biólogos especialistas de la Universidad Autónoma de Yucatán.
El documento indica que la Semarnat, a través de la Dirección General de Impacto y Riesgo Ambiental, otorgó en julio de 2005 al Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), la autorización en materia de Impacto Ambiental para las obras y actividades en el Proyecto Malecón Cancún Tajamar.
Asimismo, en materia de Cambio de Uso de Suelo en Terrenos Forestales, la instancia ambiental, través de la Dirección General de Gestión Forestal y de Suelos, autorizó el proyecto en febrero de 2006. Ambas autorizaciones tienen validez hasta febrero de 2016.
Destaca que la entrada en vigor de la adición al Artículo 60 TER de la Ley General de Vida Silvestre, del 1 de febrero de 2007, que prohíbe la remoción, relleno, trasplante, poda o cualquier obra o actividad que afecte la integridad del flujo hidrológico del manglar, es posterior a las autorizaciones antes referidas.
En noviembre del 2015” un Juzgado Federal determinó dejar sin efectos la suspensión definitiva en contra de la autorización de impacto ambiental otorgada al proyecto, por lo que Fonatur se encontraba en plena posibilidad jurídica de ejecutar las acciones de remoción de vegetación hasta el 8 de febrero del 2016”.
Añade que Fonatur acreditó que los lotes que integran el Plan Maestro de Malecón Tajamar cuentan y cumplen con las autorizaciones en materia de impacto ambiental y forestal emitidas a su favor por las autoridades federal y local correspondientes, así como el rescate de la fauna silvestre.
De igual manera Fonatur donó al municipio de Benito Juárez, Quintana Roo, cuya cabecera es Cancún, un predio con una superficie de 107 hectáreas colindantes con el actual desarrollo de Malecón Tajamar, que pudiendo ser comercializables, se transmitieron con uso de suelo de “conservación ecológica” con el fin de desarrollar un parque ecológico urbano.
Pese a las denuncias de ecocidio, Fonatur destacó los beneficios económicos del desarrollo, entre ellos, dos mil 40 millones de pesos en ventas que implicarán una derrama económica por 11 mil 563 millones de pesos y la creación de cinco mil 166 empleos directos y 10 mil 332 empleos indirectos.

Deja un comentario