Clic Para Compartir

Quintana Roo: Negligencia Criminal!… un “OK” no es suficiente, para un grupo de mujeres sobrevivientes al “Cancer de Mama” y Quimioterapia

En la sección Mujeres por el 9 diciembre 2016 a las 2:06 pm

 

Graciela Machuca—-

 

En el marco de una parafernalia institucional sobre el tan lucrativo mal de “Cancer de Mama”, donde las autoridades y sobre todo las mujeres funcionarias aprovechan para su propia notoriedad, un grupo de mujeres que han sido operadas de mastectomía en Chetumal,  las mismas que han sobrevivido a las Quimioterapias y Radiaciones, hoy a pesar de que han ganado esa batalla, siguen padeciendo por su salud.

 

Debido a que “El Linfedema es una secuela que sufrimos las mujeres que pasamos por una mastectomía con retiro de ganglios linfáticos a causa del cáncer de mama, alrededor del 70%  de las personas que pasan por este proceso se le desarrolla este problema, es algo con lo que tenemos que aprender a vivir ya que no hay hasta ahorita un tratamiento, pero si se puede controlar a base de terapias, como es el drenaje linfático para este tipo de afección, un vendado especial, ejercicios indicados y el uso de una manga de compresión, todo esto debe ser tratado por un especialista en el área. Es importante mencionar que si no se trata este padecimiento los síntomas son por demás dolorosos y las complicaciones aumentan al grado de perder la funcionalidad del brazo”  especifican en un documento dirigido a la que escribe, estas mujeres.

 

Buscando la solución a este problema, varias mujeres sobrevivientes, encontraron a la única especialista que cuenta con una maestría realizada en España y una certificación en Alemania, la única con la que cuenta el estado de Yucatán y ella amablemente accedió a impartir un diplomado, además de diferentes cursos tomados sobre este tipo de condición mismo que se impartiría a personal.

 

Luego de una gestión de 10 meses, de tocar puertas, fue hasta el mes de octubre de este año que se pudo abrir el primer diplomado para 20 alumnos, del CRIQ Chetumal, programado para 6 módulos, un fin de semana cada mes. Se inauguró en el mes de octubre y en el mes de marzo debería terminar, cada módulo tiene un costo por alumno de mil 500 pesos, pero gracias al apoyo del Ing. Omar King se logró que el ICATQR otorgara una beca del 60% a cada alumno, así que el pago de ellos solo sería de 600 pesos por módulo. Todo estaba marchando bien, pero el 18 de noviembre, remueven al director del ICATQR y queda acéfala la dirección y por lo consiguiente nadie le da seguimiento a este diplomado, no se han hecho los pagos a la instructora correspondientes a los primeros 2 módulos ya impartidos, nos dicen que ya están liberados esos recursos pero no hay quien firme para hacer la transacción. La fecha del tercer módulo es el 16 y 17 de diciembre, pero nos informan que no puede seguir el diplomado ya que no hay un director que lo autorice.

 

Y concluyeron las pacientes sobrevivientes a los estragos de la quimioterapia post mastectomía por Cáncer de Mama:  “Le mandamos mensaje a la Sra. Gabriela Rejón para pedir ayuda urgente porque no es posible que algo tan importante y de salud pública se pare por un simple trámite, amablemente nos contestó que pidiéramos cita con su particular el Lic. Cruz Ulin, quien a su vez nos preguntó el tema a tratar y le expusimos nuestra preocupación, solo obtuvimos un “ok” por respuesta”.

 

Cuanto más tendría que invertir el gobierno del estado que gobierna Carlos Joaquín en estos cursos que han gestionado las sobrevientas al cáncer de Mama? Para adiestrar al personal y poder salvar la función de las manos y brazos de una treintena de mujeres en edad productiva, con hijos, la mayoría  trabajadoras, que de ellas depende un buen porcentaje del bienestar de sus familias, cuanto más puede costar a un gobierno esta inversión para que no pierdan la función de sus brazos y manos? “mucho menos de lo que se invirtió en la remodelación de la casa de gobierno” dice otra de las sobrevivientes…..con lo que yo, estoy completamente de acuerdo.

 

El gobierno de Carlos Joaquín, ya debiera de ponerse a trabajar dándole prioridades a quien las tenga, como es el caso de estas demandantes, puesto que prometió gobernar para todos y dejar a un lado rencores y resentimientos que minan el quehacer y el desempeño de un buen gobierno, dejar a un lado los intereses partidistas y construir un Quintana Roo, donde todos saliéramos ganando, que por esa promesa ganó en las urnas el pasado 5 de junio.

 

Deja un comentario